Potajes

Así calificó ayer López Aguilar al gobierno CC-PP en una entrevista concedida a Ser-Canarias. Desde luego, el nombrecito le viene al pelo porque si algo tiene este ejecutivo, además de una fuerte unión a la hora de defender sus propios intereses, bastante coincidentes por otra parte, es un sinfín de contradicciones y paradojas de todo tipo que lo hacen uno de los gobiernos más originales de los que haya conocido Canarias en su cortísima experiencia autonómica.

Es un gobierno que se forma según Coalición, entre otras cosas, por la desidia del PSC a la hora de tramitar la reforma del Estatuto, para lo cual se alían con un partido que votó en contra de dicha reforma y lo calificó de “nacional-socialista”. Es también un gobierno que dice querer ahora revisar la cuestión de la Ley electoral cuando es precisamente la tremenda chapuza técnica en la que ésta se asienta la que le permite existir y gobernar. Es además un gobierno en el que figura un partido, el popular, incapaz de tener una visión de las autonomías, nacionalidades, naciones,… que vaya más allá de los coros y danzas regionales, mientras que sus socios siguen aspirando a ser considerados nacionalistas de verdad, como el PNV, CIU, etc. Podríamos así seguir ad limitum pero no queremos aburrir a nuestros lectores. Más bien lo que nos interesa constatar es, una vez más, cómo la política no es el arte del buen gobierno de acuerdo con unas ideas, principios y valores,… sino una suerte de equilibrismo aritmético desde el cual poder columpiarse el máximo tiempo posible sin correr grandes riesgos, como los que acechan ahora a Zerolo, el insigne alcalde santacrucero.

Tampoco es que la oposición se quede corta, pues al potaje gubernamental, habría que añadir el propio potaje del PSC, que sabe perfectamente que la próxima legislatura, si no quiere seguir en el banquillo, debe pactar con alguno de los que ahora tanto critica. O el propio potaje autóctono de Nueva Canarias que sabe también perfectamente que, o vuelve a la CoCa o busca alguna alianza con el PSC, porque si no no hay manera de que vean el Parlamento a no ser desde la tribuna de invitados, habida cuenta de lo improbable de la reforma de los topes electorales y su nula implantación nacional. En fin, que en este paisito nuestro, los potajes son muchos. Este post, sin ir más lejos, que ahora que lo releo me parece un potaje bastante sorroballado.

Anuncios

~ por Josemi en Martes 11 septiembre 07.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: